Imprimir

El escultor y arquitecto Francisco Cano fue uno de los artistas más significativos de La Mancha en el tránsito de los siglos XVI al XVII. Los estudios de Enrique Herrera Maldonado lo hacen hijo de Juan Cano y Juana de Cuenca, debió de nacer hacia el año 1556.

El testimonio de un documento de 1600 declara tener 44 años más o menos, ser escultor y oficial de arquitectura, ser vecino de la ciudad de Villanueva de los Infantes, ciudad en la que permanece hasta su muerte.

Se relacionó con los grandes artistas del arte de la escultura, arquitectura y retablística de La Mancha y Jaén. Estas relaciones le posibilitó contacto directo con Juan Bautista Peroli, artista y pintor del palacio del Viso del Marqués, lo que le supuso conocer los nuevos lenguajes artísticos y familiarizarse con los tratados de arquitectura italianos. Esto le hace dominar su oficio tanto de escultor como de arquitecto, desde una perspectiva practica y teórica, al poseer una cultura libresca que se manifiesta en el léxico clásico que utiliza en su obra conservada: el retablo mayor de la iglesia parroquial de Torre de Juan Abad (1581), la sacristía o casa rectoral de la iglesia parroquial de Villanueva de los Infantes construida hacia 1600 y la portada de la misma iglesia iniciada en 1611. Portada que significa su testamento artístico y el influjo de la arquitectura escurialense en La Mancha. Una portada grandiosa que se identifica como emblema de la ciudad, al tiempo que se constituye en paradigma de las portadas de las demás iglesias del Campo de Montiel.

En 1614 la portada estaría prácticamente terminada, no obstante Francisco Cano no vería concluida ya que moriría entre los días 1 y 15 de marzo de 1614 a la edad aproximada de 58 años.

Villanueva de los Infantes en el Siglo de Oro será considerado como un foco espiritual de La Mancha, uniéndose también figuras de la arquitectura como es el escultor Francisco Cano.

ENLACE DE INTERÉS

-          La Portada de la iglesia parroquial de la iglesia de San Andrés de Villanueva de los Infantes https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=2801967 de Enrique Herrera Maldonado.

Villanueva de los Infantes en el Siglo de Oro será considerado como un  foco espiritual de la Mancha, uniéndose también figuras de la arquitectura como es el escultor Francisco Cano.

0
0
0
s2sdefault